Su Adolescencia fue un Infierno por el Tamaño de sus Senos

Una popular modelo de Instagran revela que su adolescencia y su juventud fueron un infierno, debido al tamaño de sus senos.

En la secundaria fue blanco de crueles burlas por parte de sus condiscípulos y en la adolescencia, pese a que los comentarios negativos disminuyeron, una que otra compañera la hacían sentir como un fenómeno.

Ahora ha aprendido a amar sus enormes atributos (Imagen: Jam Press / @ artdikaya_)

Pero en la actualidad, Anastasiya Berthier, de 26 años, de Rusia, declara que está muy orgullosa de su apariencia y presume de más de un millón de seguidores en las redes, que se desviven por ver sus fotos cada vez que posa en bikini para sus admiradores.

La joven modelo le comento a un periodista del Daily Star, de Londres, que notó por primera vez que sus senos eran más grandes que los de las otras niñas de la escuela, cuando cumplió 13 años, pero ahora los ama absolutamente.

Anastasiya, de 26 años, notó por primera vez que sus senos eran más grandes que otros en la escuela cuando cumplió 13 años.

No obstante, reconoce que aún no ha olvidado todo lo que sufrió por el horrible abuso que recibió en la escuela debido al tamaño de sus pechos.

La belleza moscovita, encontró incómodos sus grandes senos cuando estaba en la escuela, y se preocupó por que notô que seguían creciendo.

Pero las cosas se pusieron realmente mal para Anastasiya cuando afirmó que casi la apuñalan unos matones que la atormentaban por el tamaño de sus pechos.

Ella dijo: «¡Mis senos empezaron a crecer dramáticamente! Ya tenía DD a los 14 y seguían creciendo cada vez más.

«Estar en la escuela con pechos realmente grandes fue muy incómodo.

«Cuando teníamos la clase de gimnasia, me resultaba muy vergonzoso correr y saltar delante de otros niños en ese momento.

«No tenía un sostén deportivo adecuado y me dolía mucho».

Anastasiya Berthier tiene más de 1.1 millones de seguidores en Instagram (Imagen: Jam Press / @ artdikaya_)

La modelo, que tiene 1.1 millones de seguidores en Instagram, dice que otros niños se burlaban de ella y la insultaban en la escuela.

Ella agregó: «Cuando llegué a la escuela secundaria, los chicos inventaban rumores desagradables sobre mí y me acosaban sexualmente».

«Un chico al que rechacé les dijo a todos que había tenido un cuarteto con él y sus amigos en el baño de la escuela”.

«Yo era virgen en ese momento y estaba muy molesta y avergonzada”.

«En ese entonces me sentí destruida y sucia. Me llevó a una depresión horrible y finalmente dejé la escuela».

La joven de 26 años notó que tenía los senos grandes cuando estaba en la escuela (Imagen: Jam Press / @ artdikaya_)

Entre los 15 y los 17 años, Anastasiya fue educada en casa y pasó la mayor parte del tiempo encerrada en su habitación.

A pesar de ni siquiera asistir a su propio baile de graduación, la bomba lentamente comenzó a abrazar su cuerpo y comenzó a ignorar a los trolls.

Ella admitió: «¡Me amo a mí misma y a mi cuerpo ahora! Amo mis curvas, amo el volumen de mi pecho, mis caderas y mi cintura”.

«Estoy tratando de comer sano y hacer ejercicio, pero a veces me permito comer algo que anhelo, de esta manera mantengo mis curvas, pero me mantengo firme».

Pero incluso con su enorme base de fans que le gana un salario de seis cifras, Anastasiya todavía experimenta energía negativa en línea.

Aunque ahora se ama a sí misma, Anastasiya todavía recibe muchos insultos (Imagen: Jam Press / @ artdikaya_)

Ella detalló: «Algunos acosadores que viven en el sótano de sus padres me molestan con las cuentas falsas. Es increíblemente triste”.

«Los acosadores probablemente no entienden lo que le hacen a una persona con sus bromas y acoso”.

«Estaba deprimida, pero pude manejarlo. Para algunos, puede provocar problemas mentales graves o incluso el suicidio».

Ahora Anastasiya espera que su historia ayude a otras mujeres a aprender a amar sus cuerpos y a sí mismas.

Ella concluyó: «Somos hermosas y dignas sin importar qué. Todos somos hermosos en nuestra diversidad».