Estafador uso a los Muertos para Robar dos Millones al Gobierno

Estafador uso a los Muertos para Robar dos Millones al Gobierno

Un hombre de Nueva Jersey “desenterró” los documentos de cientos de personas muertas, para estafar casi dos millones de dólares al gobierno federal.

Una coalición que incluyô al menos cinco agencias federales. se involucró en la investigación, para desenmascarar al estafador, identificado como John Jhong, de 51 años, residente en la población de Sparta, en el condado de Sussex.

Los investigadores iniciaron la búsqueda de los solicitantes de ayuda y notaron que al menos uno o dos de los mencionados en los documentos introducidos por Jhong para pedir ayuda federal, eran dos difuntos.

A partir de ese momento se intensificaron las investigaciones y lograron desenmarañar el tinglado que monto Jhong para apropiarse de los fondos establecidos por el gobierno federal para ayudar a las pequeñas empresas en problemas por la pandemia del coronavirus.

Un funcionario del Departamento de Rentas Internas, en Nueva Jersey, dijo que el estafador logrô obtener los números de seguro social de personas que había muerto hace más de 30 años, para usar los documentos e introducir en las solicitudes a los difuntos como socios de su emprendimiento comercial.

 Jhong, también presentó documentos falsos del IRS con solicitudes falsas del Programa de Protección de Cheques de Pago a los prestamistas en nombre de 10 supuestas empresas, dijo la fiscal federal interina Rachael A. Honig.

El acusado convirtió una parte del dinero destinado a las empresas en dificultades en un cheque de caja «que se utilizó para financiar una cuenta comercial», dijo Honig.

Hace un año, el Congreso estableció el fondo de rescate de $ 670 mil millones a través de la Ley CARES, que fue “diseñada para brindar asistencia financiera de emergencia a millones de estadounidenses que están sufriendo los efectos económicos resultantes de la pandemia de COVID-19”, dijo Honig.

El programa distribuyó aproximadamente $ 525 mil millones en préstamos condonables a más de cinco millones de empresas, salvando aproximadamente 50 millones de puestos de trabajo durante una de las peores crisis nacionales de la historia reciente.

Resulta que decenas de miles de esos destinatarios no eran elegibles, incluido Jhong, dijo el fiscal de Estados Unidos.

Un juez federal en Newark permitió que Jhong permaneciera libre con una fianza no garantizada en espera de una futura acción judicial por un cargo de representación falsa de un número de seguro social y un cargo de lavado de dinero.

La investigación fue un esfuerzo conjunto, dijo Honig, de agentes especiales de:

IRS – Investigación criminal;

Servicio de Inspección Postal de EE. UU.;

Oficina del Inspector General de la Administración del Seguro Social;

Oficina del Inspector General de la Corporación Federal de Seguros de Depósitos;

Servicio Secreto de Estados Unidos.

También agradeció a la policía de Esparta.

A cargo del caso del gobierno están el Fiscal Federal Auxiliar Olajide A. Araromi de la Unidad de Fraudes Gubernamentales de Honig, en Newark, y el Abogado Litigante Chad M. Davis del Departamento de Justicia, División Criminal, Sección de Lavado de Activos y Recuperación de Activos.